Frases sobre El Arte

Cuando un pueblo ya no lee a sus escritores, los festeja.

Libro: 'Botella al mar', se ha dicho. Pero con un mensaje equívoco, que puede ser interpretado de tantas maneras que difícilmente el náufrago sea localizado.

La pintura es más fuerte que yo, siempre consigue que haga lo que ella quiere.

Quien escribe gusta del halago, pero el 'escritor' en cambio, ha de aprender a gozar con el arrecio, con el golpe de martillo sobre el yunque de su obra. Sólo así podrá forjar aiestos.

Las críticas son cartas al público que ningún autor tiene que abrir ni leer.

El arte nunca progresa, evoluciona.

Hay obras maestras que lo son por el monumental aburrimiento que provocan.

Cuando los gobiernos se encargan de proteger a las artes, es el fin de todo.

Contra toda opinión, no son los pintores sino los espectadores quienes hacen los cuadros.

El artista es siempre un perseguidor de la belleza.

El arte es bajo cierto aspecto una crítica de la realidad.

En la crítica seré valiente, severo y absolutamente justo con amigos y enemigos. Nada cambiará este propósito.

El arte verdaderamente no es el pan, pero sí el vino de la vida.

El arte no es algo que haga una sola persona, sino un proceso puesto en movimiento por muchos.

La escultura y la pintura tienen el efecto de enseñarnos modales y suprimir la prisa.

Un intelectual es el que dice una cosa simple de un modo complicado. Un artista es el que dice una cosa complicada de un modo simple.

El sabio generaliza; el artista individualiza.

La música expresa aquello que no puede decirse con palabras pero no puede permanecer en silencio.

Cuando a las gentes les faltan músculos en los brazos, les sobran en la lengua.

Hay reproches que alaban, y alabanzas que reprochan.

Cada vez que te sientas inclinado a criticar a alguien -me dijo- ten presente que no todo el mundo ha tenido tus ventajas.

Si la literatura pudiera cambiar el mundo, ya lo habría hecho.

El hombre nunca es sincero cuando interpreta su propio personaje. Dale una máscara y te dirá la verdad.

El trabajo del artista no es sucumbir a la desesperación, sino encontrar un antídoto para el vacío de la existencia.

Temáticas relacionadas

Publicidad