Frases sobre el tiempo

La infancia es un privilegio de la vejez. No sé por qué la recuerdo actualmente con más claridad que nunca.

Es a veces un paraíso perdido, pero otras, es un infierno de mierda.

Algunas cosas del pasado desaparecieron pero otras abren una brecha al futuro y son las que quiero rescatar.

No desprecies el recuerdo del camino recorrido. Ello no retrasa vuestra carrera, sino que la dirige; el que olvida el punto de partida pierde fácilmente la meta.

No hay hombre lo bastante rico para comprar su pasado.

Cuanto más atrás puedas mirar, más adelante verás.

Un minuto que pasa es irrecuperable. Conociendo esto, ¿cómo podemos malgastar tantas horas?

El tiempo no es oro; el oro no vale nada, el tiempo es vida.

El tiempo es la moneda de tu vida. Tú debes gastarla. No dejes que otros la gasten por ti.

El tiempo es infiel con quien abusa de él.

El pasado y el porvenir, esas dos mitades de la vida, una de las cuales dice jamás, y la otra siempre.

Un hombre feliz está demasiado satisfecho con el presente como para obsesionarse demasiado con el futuro.

No trato de describir el futuro. Trato de prevenirlo.

Podemos saber poco del futuro, pero lo suficiente para darnos cuenta de que hay mucho que hacer.

Después de los cuarenta años la verdadera cara la tenemos en la nuca, mirando desesperadamente para atrás.

Lo que dejamos atrás y lo que tenemos por delante no son nada comparado con lo que llevamos dentro.

El ayer está hecho. El mañana nunca llega. El hoy está aquí. Si no sabes qué hacer, quédate quieto y escucha.

Si quien controla el pasado, controla el futuro, ¿Quien controla el presente, controla el pasado?

Para siempre está compuesto de ahoras.

No es la eternidad pero es el instante, que, después de todo, es su único sucedáneo verdadero.

Siempre es una palabra que no está permitida a los hombres.

El individuo es efímero, las razas y las naciones vienen y se van, pero el ser humano permanece.

Nada turba los siglos
pasados.
No podemos
arrancar un suspiro
de lo viejo.

Y ustedes y yo y todos sabemos que el tiempo es más pesado que la más pesada carga que puede soportar el hombre.

Temáticas relacionadas

Publicidad