Frases sobre El Don

Cuando Dios te da un don, también te da un látigo, y el látigo es únicamente para autoflagelarse.

Los excelsos regalos de los dioses no pueden ser destruidos con facilidad por los mortales hombres, ni ceder a sus fuerzas.

Publicidad