Cita

La gloria, en verdad, no es otra cosa que un olvido aplazado.

Publicidad