Cita

Ordinariamente, aquéllos que educan a los niños y no les perdonan nada se perdonan todo a sí mismos.

Publicidad