Cita

La envidia es mil veces más terrible que el hambre, porque es hambre espiritual.

Publicidad