Frases sobre Los Medios

Internet es positivo porque nos une, nos conecta. Incluso a las personas mayores. El estar conectado nos prolonga la vida y no solamente añade años a la vida, sino vida a los años.

La televisión será la base de la opinión pública. Ha creado un mundo esquizofrénico en el que entre el individuo y lo global no hay nada.

Un periódico consta siempre del mismo número de palabras, haya noticias o no las haya.

Encuentro la televisión muy educativa. Cada vez que alguien la enciende, me retiro a otra habitación y leo un libro.

El periodismo consiste esencialmente en decir 'lord Jones ha muerto' a gente que no sabía que lord Jones estaba vivo.

La dependencia de las personas de la televisión es el hecho más destructivo de la civilización actual.

Los matrimonios jóvenes no se imaginan lo que deben a la televisión. Antiguamente había que conversar con el cónyuge.

Cuando la televisión es buena, nada es mejor. Cuando es mala, nada es peor.

La pequeña pantalla es la barraca de feria donde el pueblo viene a ver las maravillas del mundo.

La televisión es maravillosa. No sólo nos produce dolor de cabeza, sino que además en su publicidad encontramos las pastillas que nos aliviarán.

El periodismo musical consiste en gente que no sabe escribir entrevistando a gente que no sabe hablar para gente que no sabe leer.

Hay mucho que decir en favor del periodismo moderno. Al darnos las opiniones de los ignorantes, nos mantiene en contacto con la ignorancia de la comunidad.

La televisión puede darnos muchas cosas, salvo tiempo para pensar.

Modestamente, la televisión no es culpable de nada. Es un espejo en el que nos miramos todos, y al mirarnos nos reflejamos.

La diferencia entre literatura y periodismo es que el periodismo es ilegible y la literatura no es leída.

Al final, utilizas Internet cuando lo necesitas. Es como cuando empiezas a ir al supermercado, que compras todas las ofertas y después ya sabes que tienes que comprar una lata de atún y un bote de suavizante.

La televisión destruye sistemáticamente la diferencia entre lo normal y lo anormal, porque en sus parámetros lo normal carece en sí de interés suficiente y siempre habrá entonces que enfrentarlo a una alternativa. Su criterio no es la difusión de los valores y los principios sino el provocar el mayor impacto.

La televisión ha acabado con el cine, el teatro, las tertulias y la lectura. Ahora tantos canales terminan con la unidad familiar.

La televisión es el primer sistema verdaderamente democrático, el primero accesible para todo el mundo y completamente gobernado por lo que quiere la gente. Lo terrible es, precisamente, lo que quiere la gente.

Donde funciona un televisor, seguro que hay alguien que no está leyendo.

Hoy no salir en televisión es un signo de elegancia.

El periódico es una tienda en que se venden al público las palabras del mismo color que las quiere.

La televisión es el único somnífero que se toma por los ojos.

El periodismo es el mejor oficio del mundo.

Temáticas relacionadas

Publicidad