Frases sobre El Arte

Aprender música leyendo teoría musical es como hacer el amor por correo.

En verdad, si no fuera por la música, habría más razones para volverse loco.

Ningún gran artista ve las cosas como son en realidad; si lo hiciera, dejaría de ser artista.

Advertir la vida mientras se vive, alcanzar a vislumbrar su implacable grandeza, disfrutar del tiempo y de las personas que lo habitan, celebrar la vida y el sueño de vivir, ése es su arte.

Nuestra crítica consiste en reprochar a los demás el no tener las cualidades que nosotros creemos tener.

Todos los artistas tienen en común la experiencia de la distancia insondable que existe entre la obra de sus manos, por lograda que sea, y la perfección fulgurante de la belleza percibida en el fervor del momento creativo: lo que logran expresar en lo que pintan, esculpen o crean es sólo un tenue reflejo del esplendor que durante unos instantes ha brillado ante los ojos de su espíritu.

Los malos libros provocan malas costumbres y las malas costumbres provocan buenos libros.

Un pintor es un hombre que pinta lo que vende. Un artista, en cambio, es un hombre que vende lo que pinta.

Las grandes elevaciones del alma no son posibles sinó en la soledad y en el silencio.

La música compone los ánimos descompuestos y alivia los trabajos que nacen del espíritu.

Las críticas no serán agradables, pero son necesarias.

El arte de dirigir consiste en saber cuando hay que abandonar la batuta para no molestar a la orquesta.

La música empieza donde se acaba el lenguaje.

La arquitectura es una música congelada.

La pintura es poesía muda; la poesía pintura ciega.

¿Qué es en el fondo actuar, sino mentir? ¿Y qué es actuar bien, sino mentir convenciendo?

El arte de la música es el que más cercano se halla de las lágrimas y los recuerdos.

En el arte como en el amor la ternura es lo que da la fuerza.

Los músicos son terriblemente irrazonables. Siempre quieren que uno sea totalmente mudo en el preciso momento que uno desea ser completamente sordo.

La música es la aritmética de los sonidos, como la óptica es la geometría de la luz.

Si yo pinto a mi perro exactamente como es, naturalmente tendré dos perros, pero no una obra de arte.

La crítica es la fuerza del impotente.

Tienen derecho a censurar los que tienen corazón para ayudar.

Las obras de arte nacen siempre de quien ha afrontado el peligro, de quien ha ido hasta el extremo de la experiencia, hasta el punto que ningún humano puede rebasar. Cuanto más se ve, más propia, más personal, más única se hace una vida.

Temáticas relacionadas

Publicidad