Refranes

No entres donde no puedas pasar fácilmente la cabeza.

A grandes males, grandes remedios.

A la larga el galgo a la liebre mata.

A la ocasión la pintan calva.

Afortunado en el juego, desgraciado en amores.

Agosto, frío en rostro.

Ande yo caliente ríase la gente.

Cada uno en su casa y Dios en la de todos.

De casta le viene al galgo el ser rabilargo.

Dinero llama dinero.

El huésped y el pez, a los tres días hieden.

En cada casa cuecen habas, y en la nuestra a calderas.

Hágase el milagro, y hágalo el diablo.

La ropa sucia se debe lavar en casa.

Marzo ventoso y abril lluvioso hacen a mayo florido y hermoso

Más mató la cena que sanó Avicena.

No hay que mentar la soga en casa del ahorcado.

Oros son triunfos.

Quien calla, otorga.

Quien canta, sus males espanta.

Sarna con gusto, no pica

Unos tienen fama y otros cardan la lana

Viejo es Pedro para cabrero.

Cual más cual menos, toda la lana es pelos.

Publicidad