Frases sobre Los Sueños

La posibilidad de realizar un sueño es lo que hace que la vida sea interesante.

Nunca desistas de un sueño. Sólo trata de ver las señales que te lleven a él.

Si has construido castillos en el aire, tu trabajo no se pierde; ahora coloca las bases debajo de ellos.

¡Qué poco cuesta construir castillos en el aire y qué cara es su destrucción!

Si es bueno vivir, todavía es mejor soñar, y lo mejor de todo, despertar.

Muéstrame un obrero con grandes sueños y en él encontrarás un hombre que puede cambiar la historia. Muéstrame un hombre sin sueños, y en él hallarás a un simple obrero.

¿Qué es la vida? Un frenesí. ¿Qué es la vida? Una ilusión, una sombra, una ficción; y el mayor bien es pequeño; que toda la vida es sueño, y los sueños, sueños son.

Ves cosas y dices,"¿Por qué?" Pero yo sueño cosas que nunca fueron y digo, "¿Por qué no?".

Considero más valiente al que conquista sus deseos que al que conquista a sus enemigos, ya que la victoria más dura es la victoria sobre uno mismo.

Sólo es capaz de realizar los sueños el que, cuando llega la hora, sabe estar despierto.

Cuando nuestros sueños se han cumplido es cuando comprendemos la riqueza de nuestra imaginación y la pobreza de la realidad.

Un hombre que no se alimenta de sus sueños envejece pronto.

Realmente soy un soñador práctico; mis sueños no son bagatelas en el aire. Lo que yo quiero es convertir mis sueños en realidad.

Me gustan más los sueños del futuro que la historia del pasado.

Siempre sueña y apunta más alto de lo que sabes que puedes lograr.

Soñar en teoría, es vivir un poco, pero vivir soñando es no existir.

Si deseas que tus sueños se hagan realidad ¡despierta!.

Somos del mismo material del que se tejen los sueños, nuestra pequeña vida está rodeada de sueños.

Tras el vivir y el soñar, está lo que más importa: el despertar

No rechaces tus sueños. ¿Sin la ilusión el mundo qué sería?.

Los que sueñan de día son conscientes de muchas cosas que escapan a los que sueñan sólo de noche.

En la vida humana sólo unos pocos sueños se cumplen; la gran mayoría de los sueños se roncan.

¿Acaso el sueño no es el testimonio del ser perdido, de un ser que se pierde, de un ser que huye de nuestro ser, incluso si podemos repetirlo, volver a encontrarlo en su extraña transformación?

Soñaba el ciego que veía, y soñaba lo que quería.

Publicidad